19 diciembre 2009

Un Sinfín de Regalos



     Leí acerca de un relato que decía así: "Un hombre murió y San Pedro lo llevó en un recorrido por el Cielo. Cuando llegaron a un inmenso almacén repleto de paquetes de todas formas y tamaños, bien envueltos, el hombre le preguntó a Pedro qué eran esos paquetes. El le replicó tristemente:
               -  Aquí es donde Dios guarda todos los regalos que El quería darle a sus hijos pero que nunca
                   han sido reclamados".

     Lamentablemente esto es así. Dios tiene preparados para nosotros un sinfín de regalos, pero desafortunadamente no se los reclamamos, dejamos dichos regalos en el almacén del Cielo, ya sea porque nunca se los pedimos, o porque desistimos demasiado pronto.

     Según Santiago 1:17 dice "Toda buena dádiva (regalo) y todo don perfecto desciende de lo alto, del Padre de las Luces, en el cual no hay mudanza, ni sombra de variación". El primero de los Regalos que Dios ofrece al hombre es la Salvación, así nos lo dice Romanos 6:23 "Porque la paga del pecado es muerte, mas la dádiva de Dios es vida eterna en Cristo Jesús Señor nuestro". Este es el más preciado regalo que te ofrecerán en toda tu vida. Como regalo que es, implica que es gratis, no tienes que pagar precio alguno por él, sólo aceptarlo, recibirlo, apropiártelo. Cristo, con su vida, ya pagó el precio.

     Ahora, éste no es el único regalo que Dios nos ofrece. Una vez recibido ese primer e imprescindible regalo, pasamos a pertenecer a la familia de Dios, ya no somos sólo criaturas de El, ahora somos sus hijos, y El es nuestro Padre. ¿Y que padre, como dice Lucas 11:11 si su hijo le pide pan le dará una piedra, o si pescado, en lugar de pescado le dará un escorpión?. Pues nuestro Padre Celestial cosas mucho mayores que estas hará por nosotros.

     Dios tiene asignados para sus hijos regalos específicos y especiales, únicos como nos dice Efesios 3:20 "Y a aquel que es poderoso para hacer las cosas mucho más abundantemente de lo que pedimos o entendemos, según el poder que actúa en nosotros".

     El tiene regalos en abundancia, regalos que nuestra mente no es capaz de entender, ¡ahí están! ¿Los vamos a reclamar? ¿Desistiremos demasiado pronto?. ¿O tal vez desconfiamos de su existencia?. Tal vez la situación que estás atravesando parezca demostrar lo contrario, pero recuerda que si eres hijo de Dios, El en todo momento está extendiéndote la mano para ayudarte a cruzar. Se fiel y constante, el hermoso regalo al final del trayecto llegará y al desenvolverlo su propósito entenderás.

     Es una lástima que pasemos por esta vida como pobres, cuando podemos vivir una vida triunfante en el Señor, porque sus regalos están ahi, sus victorias están ahí, sus bendiciones..... están ahí.
                            


"Jehová te pastoreará siempre,
   y en las sequías saciará tu alma,
   y dará vigor a tus huesos; y                                          

   serás como huerto de riego, y
   como manantial de aguas, cuyas
   aguas nunca faltan". (Isaías 58:11)

  

No hay comentarios:

Si quieres disfrutar de los GRANDES HIMNOS DE LA FE de toda la vida, Pincha en el enlace.
Image and video hosting by TinyPic